Montones de libros

Queridos lectores: el siguiente relato esconde un miedo que he tenido desde niña: que todos mis libros desaparezcan. Es por ello que intento en todo momento no perderlos de vista. Espero lo disfruten.

Al entrar a su habitación, Hanna observa detenidamente sus montones de libros para asegurarse que están todos. Son tantos que cualquier mortal creería que ella no es capaz de descubrir si le falta alguno, pero se equivocan, ya que la adolescente conoce a la perfección cada libro y su sitio exacto.

Cuando se asegura que todo está en orden, entra y empieza a sacar cosas de su mochila. Hoy han llegado nuevos ejemplares y es preciso anotarlos y etiquetarlos para tenerlos presentes.

Cuando está prendiendo su computadora para abrir su base de datos y anotar a los nuevos integrantes, su madre entra ruidosamente. Está a punto de decirle algo pero sus ojos se percatan de los libros recién comprados. Su colera empieza a surgir, ¿Cuándo entenderá su hija que no pueden darse el lujo de estar comprando tantos y tantos libros? ¡Si sigue comprando de esa forma van a quedar en bancarrota!

-¡Hanna! Te lo he dicho mil veces: no más libros. No tenemos el dinero para costearlos, ¡Devuelve esos!

Hanna evita mirarla y niega con la cabeza. Ahora que los tiene, sabe que es imposible deshacerse de ellos. Ya forman parte de su colección.

-¡Hanna!

-¡Los estoy comprando con mis ahorros, mamá! -Lanza la chica molesta y se pone frente a ella. En estos últimos años, ha llegado a ser más grande y alta que ella así que ya siente tanto miedo y autoridad de su parte cuando la regaña -Son míos y no voy a regresarlos.

La madre enojada se marcha sin decir ninguna palabra. Ya encontrará la forma de deshacerse de ese problema.

Al día siguiente, cuando Hanna regresa de la escuela, se da cuenta que no están ni su madre, ni el auto, ni sus preciados libros. Enojada le marca a su celular, pero nadie contesta.

Llorando y llena de coraje, se va a su habitación y se queda dormida. Es el ruido del motor de su carro viejo que la despierta, así que va corriendo al garage para esperar a su mamá con los brazos cruzados. Aún no puede creer que le ha hecho eso. Confiaba en ella… ¡Lo hacía! Y, ahora, ella la había traicionado.

Cuando la ve bajando del auto con esa maldita sonrisa, le grita:

-¡Te odio! ¡Jamás había odiado a nadie así! -Y sin dejar que le diga nada, se marcha a su habitación y cierra la puerta con seguro.

Para su sorpresa, su madre no va detrás de ella; a lo mejor, se ha dado cuenta que ha hecho mal. Rompe en llanto y se deja llevar por el dolor de su pérdida.

Después de un largo rato, alguien toca la puerta. Hanna no responde. No piensa volver a dirigirle la palabra hasta que le devuelva sus libros.

-¡Hanna! ¡Por favor! ¡Abre! -Le grita su madre pero al no obtener una respuesta le dice a la puerta: -Sólo ve al ático cuando estés preparada ¿Quieres? -Dicho eso, se marcha.

Hanna espera a no escuchar ningún ruido para hacer lo que dijo y, sin hacer ruido, camina hacia aquél lugar.

Cuando llega, el corazón se le encoge. Su madre ha convertido ese cuarto en una pequeña y hermosa biblioteca: un lugar especial para todos sus montones y montones de libros. El libreto luce nuevo así que tal vez por eso era que su madre no estaba: lo fue a comprar.

Con gran culpa, baja a buscarla y en cuanto la ve se abalanza en sus brazos.

-Perdóname, mami, ¡Perdón! -Exclama y su madre le besa la mejilla.

-No hay nada que perdonar, hija. Entendí ayer que esos libros son tu mayor tesoro así como tú lo eres para mí, así que merecen lo mejor, como tu, Hanna.

La adolescente estalla en lágrimas y le susurra al oído:

-Te equivocas, mamá. Tú eres mi mejor tesoro, ¡Te amo!

Anne Kayve

Imagen de EliFrancis en Pixabay

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s