Dulce brizna

Queridos lectores: Al hojear un cuaderno de la escuela, encontré este escrito, el cual lo escribí con mi pluma fuente. Espero les guste, ¡Gracias por seguir en esta aventura conmigo!

La suave brizna acarició sus rostros con cautela, como si no quisiera distraerlos de ese momento tan crucial para ambos, en el cual, por fin, se estaban abriendo el corazón.

Cada uno tenía un pasado que superar y un presente por mejorar. Sin embargo, en esos instantes, no les importaba ya que el futuro les estaba prometiendo mucho más.

Era como si todo lo sufrido cobrara sentido y como si el destino les susurrara al oído todas las explicaciones que, con lágrimas en los ojos, pidieron al cielo un día.

Ya no había más que temer porque, por fin, habían encontrado todas las respuestas a su existencia: el amor.

Anne Kayve

Imagen tomada de: PublicDomainPictures

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s